Saltar al contenido

10 aspectos básicos de la dieta mediterránea

10 aspectos básicos de la dieta mediterránea

10 aspectos básicos de la dieta mediterránea

Si desea cambiar sus hábitos alimenticios para beneficiarse de la dieta mediterránea, no se pierda este artículo. Descubrirá sus aspectos fundamentales más adelante en este artículo.

¿Conoces los conceptos básicos de la dieta mediterránea? Sin duda, este patrimonio cultural nos da hábitos alimenticios saludables. Debe conocerlos cuando comience la dieta mediterránea. Por esta razón, le diremos todo lo que necesita saber al respecto.

Famoso en todo el mundo, La dieta mediterránea es reconocida como una de las dietas más saludables del mundo.. Si está decidido a cambiar sus hábitos alimenticios, siga leyendo y descubra los conceptos básicos de la adopción de la dieta mediterránea.

Los beneficios de la dieta mediterránea.

beneficios de la dieta mediterránea

La dieta mediterránea se ha convertido en una de las más famosas del mundo, precisamente por sus muchos beneficios para la salud. En el resto de este artículo, presentaremos sus mayores cualidades.

1. Riesgo cardiovascular reducido

Un estudio de la Harvard T.H. Escuela Chan de Salud Pública Llegó a la conclusión de que las mujeres en la dieta mediterránea tendrían una reducción del 25% en el riesgo cardiovascular durante los próximos 12 años de sus vidas. Estos hábitos alimenticios están asociados con un bajo nivel de colesterol «malo» (LDL).

2. Aumento de la longevidad.

Adoptar la dieta mediterránea se ha asociado con una mayor longevidad.. Esta afirmación fue notablemente apoyado por el Escuela de salud pública de Harvard y la Facultad de Medicina de la Universidad de Atenas.

3. Prevención del deterioro cognitivo.

Los resultados de un estudio realizado en 2015 indican que La población anciana que sigue la dieta mediterránea muestra una mejora en sus funciones cognitivas. Otro estudio encontró que los buenos hábitos alimenticios podrían retrasar algunos cambios cerebrales en el desarrollo temprano de la enfermedad de Alzheimer.

4. Protección contra el cáncer

En 2017 investigadores encontró evidencia de que adoptar esta dieta podría reducir la incidencia de cáncer. El cáncer que responde mejor a este tratamiento es el cáncer colorrectal. Además, observaron una ligera disminución en la incidencia de cáncer de seno.

¿Cómo comenzar con la dieta mediterránea?

El primer paso para comenzar una dieta mediterránea es conocer sus pilares. También son los alimentos que lo convierten en una de las opciones más saludables del mundo.. Echemos un vistazo a continuación:

1. El aceite de oliva, la grasa preferida en la dieta mediterránea.

Rico en vitamina E, ácidos grasos monoinsaturados y antioxidantes, Es el aceite por excelencia de la dieta mediterránea.. Se utiliza para sazonar ensaladas, freír, acompañar tostadas y todos los demás alimentos que revelan sus sabores al contacto. Si estás pensando en comenzar una dieta mediterránea, deja la mantequilla y consume aceite de oliva.

Te puede interesar: Pan en aceite de oliva: una combinación perfecta

2. Consume diariamente alimentos de origen vegetal.

Verduras, frutas, legumbres y nueces. se consumen diariamente y regularmente por su alto consumo de minerales, vitaminas, fibras y antioxidantes. De hecho, según la pirámide alimenticia de la dieta mediterránea, cada comida principal debe incluir:

  • 1-2 frutas.
  • Más de 2 porciones de vegetales, naturales o cocidos. Preferiblemente al menos una porción cruda por día.

3. Consume cereales diariamente

Recomendamos una o dos porciones por comida de cereal. Lo mejor es optar por granos integrales, como arroz, pasta, pan, cuscús u otras variedades. Los carbohidratos obtenidos de estos alimentos proporcionan la energía necesaria para hacer frente al día.

4. Elija alimentos frescos y de temporada.

Dieta mediterránea y productos de temporada.

Compra y consumo de alimentos locales y de temporada. nos permite disfrutar de sus nutrientes, sabor y aroma. Elija alimentos de temporada sin procesar. Es una medida saludable y ecológica.

5. Coma carne roja moderadamente

Debido a los problemas de salud que puede causar el consumo de grasas animales, recomendamos un consumo moderado de carnes rojas y procesadas. Las grasas saturadas de estas carnes deben reducirse como parte de la dieta mediterránea.

6. Consume productos lácteos diariamente

Los yogures y los quesos son parte de la dieta diaria del Mediterráneo. Principalmente porque son una fuente de minerales esenciales como el calcio y el fósforo. También contienen vitaminas y proteínas de alto valor biológico.

7. Pescar dos veces por semana y huevos de tres a cuatro veces.

Cuando comienzas la dieta mediterránea, es importante que reduzcas tu consumo de carne roja. Para reemplazarlo, come pescado, por su aporte en ácidos grasos omega-3. No olvide los huevos, fuentes de proteínas de calidad.

8. Come pocos pasteles y dulces

No se trata de eliminar los pasteles completamente de su dieta. Sin embargo, recuerde que su consumo debe ser extremadamente moderado. De hecho, coma menos de dos porciones a la semana.

No te pierdas: El secreto de la cocina mediterránea: hierbas aromáticas.

9. El agua, la bebida de referencia de la dieta mediterránea.

El agua es un pilar fundamental de la dieta mediterránea.. Debe beberlo regularmente en todos los casos. El vino también forma parte de esta dieta, siempre consumida con moderación y de forma esporádica.

10. ejercicio

Comer bien no es lo único que debe tratar de estar saludable. Recuerde hacer ejercicio diariamente y regularmente para disfrutar de los beneficios de una alimentación saludable.

Como puedes ver, comenzar la dieta mediterránea implica una serie de cambios de hábitos. Si tiene alguna duda, consulte a su médico. Él lo guiará a través del proceso y puede ayudarlo a crear un menú basado en sus necesidades energéticas y nutricionales.

  • Harvard T.H. Escuela Chan de Salud Pública. (2018) Mediterráneo y DASH empatan en el primer puesto en el ranking reciente. https://www.hsph.harvard.edu/nutritionsource/2018/01/19/mediterranean-dash-diets-top-ranking/
  • Harvard T.H. Escuela Chan de Salud Pública. (2018) En las mujeres, la dieta mediterránea puede reducir el riesgo de enfermedad cardiovascular. https://www.hsph.harvard.edu/news/hsph-in-the-news/mediterranean-diet-cardiovascular-disease-women/
  • NCBI. (2015) Dieta mediterránea y deterioro cognitivo relacionado con la edad: un ensayo clínico aleatorizado. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/25961184
  • Instituto Nacional de Salud. (2018) La dieta mediterránea puede retrasar el desarrollo de la enfermedad de Alzheimer. https://www.nih.gov/news-events/nih-research-matters/mediterranean-diet-may-slow-development-alzheimers-disease
  • NCBI. (2017) Adherencia a la dieta mediterránea y el riesgo de cáncer: una revisión sistemática actualizada y un metanálisis. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC5691680/
  • Fundación Dieta Mediterránea. ¿Que es la dieta mediterránea? https://dietamediterranea.com/nutricion-saludable-ejercicio-fisico/
//nessainy.net/4/3422023