Saltar al contenido

Estos alimentos que no inducen saciedad -Todosalud

Estos alimentos que no inducen saciedad

Hay alimentos que, por su composición, nos dejan con hambre. De ahí que aumenten la tendencia a comer en exceso y padecer sobrepeso. Qué son ?

Al establecer una dieta, es importante evitar los alimentos que nos dejan con hambre. Estos alimentos tienen efectivamente un bajo poder de saciedad y, en general, una alta densidad calórica.

Su consumo suele estar ligado al aumento de peso y su presencia en la dieta dificulta el establecimiento de una dieta equilibrada. En este artículo, por tanto, queremos aclarar qué son estos alimentos para evitarlos, en la medida de lo posible. Esto hace que sea más fácil mejorar la composición de su cuerpo y su propia salud.

Los alimentos con azúcares simples no te hacen sentir lleno

Los dulces y caramelos tienen buenas propiedades organolépticas y una alta densidad calórica. Esto conlleva un riesgo importante porque incitan al consumidor a comer más de lo que necesita, luego aumentando la ingesta calórica diaria.

La presencia demasiado frecuente de este tipo de alimentos en la dieta conlleva un mayor riesgo de obesidad y sobrepeso. Esto es lo que estudio publicado en la revista Avances en nutrición.

De otra manera, estos son alimentos que generalmente nos dejan con hambre porque contienen poca fibra. Por otro lado, su alto contenido en glucosa puede favorecer la aparición de hipoglucemias como reacción a su consumo. Esto conduce a un aumento del apetito a corto plazo.

También hay artículos científicos que atribuyen al azúcar refinado propiedades adictivas. Como este artículo en la revista Revista británica de medicina deportiva.

A la hora de plantearse una dieta saludable, es recomendable limitar la ingesta de este tipo de alimentos. Pueden aparecer de vez en cuando, pero su consumo debe ser puntual, sabiendo que están mal adaptados a nuestra salud.

Los alimentos que contienen azúcares simples no permiten la saciedad.

Para descubrir mas: Salud: no consumas azúcar ni alcohol durante un mes

Jugos de fruta

A diferencia de las frutas enteras, los jugos de frutas son uno de esos alimentos que nos dejan con hambre. Esto se debe principalmente a su bajo contenido en fibra. Al exprimir una fruta para conservar solo el zumo, conservamos sus azúcares, así como algunas de sus vitaminas y minerales, pero perdemos todas las fibras dietéticas.

Esto luego conduce a una disminución de la saciedad. Por lo tanto, es probable que después de comer un producto de este tipo todavía tengamos hambre. Por otro lado, la eliminación de fibras conduce a una asimilación más rápida de la glucosa, lo que puede conducir a un aumento del estrés pancreático.

Por todos estos motivos, se recomienda consumir la fruta entera, y no solo su zumo. Si buscas una textura líquida, es mejor optar por batidos. Poniendo toda la pieza en la batidora, con un poco de líquido extra, conservas todas las fibras del alimento así como sus propiedades.

Además, estarás más satisfecho y no desperdiciarás uno de los nutrientes esenciales para el cuidado de la flora intestinal.

Lea también: La lista de las frutas más recomendadas para tu dieta

Harinas y pan refinados, alimentos que no inducen saciedad

Como azúcares simples, estos son alimentos ricos en carbohidratos y bajos en fibra. Esta situación aumenta entonces el riesgo de desarrollar hipoglucemia reactiva, lo que conduce a una segunda ingesta poco después.

Por otro lado, dado que se trata de alimentos con buenas características organolépticas, que también suelen ir acompañados de salsas grasas, provocan un sobreconsumo. Por tanto, es preferible optar por un arroz integral u otros cereales integrales durante una comida rica en hidratos de carbono.

Por ejemplo, la avena tiene una gran cantidad de fibra y un mayor poder saciante. Además, es uno de los mejores alimentos que promueven la biodiversidad bacteriana de la flora intestinal.

Un nutricionista que dice no al pan refinado porque no induce la saciedad.

Haga buenas elecciones de alimentos

La buena selección de alimentos es un paso esencial para desarrollar una dieta que funcione. Es necesario elegir aquellos que tengan una cantidad significativa de nutrientes y que sean bajos en azúcares simples y grasas. trans.

De otra manera, es fundamental controlar el contenido energético de estos alimentos con el fin de garantizar una dieta equilibrada en términos de calorías. De esta forma aseguramos un correcto aporte de sustancias al organismo, al reducir el consumo de aquellas que puedan ser negativas para él.

Por último, recuerde que la fibra es un componente esencial de la dieta, muy a menudo subestimado. De hecho, contribuyen a la sensación de saciedad y al mantenimiento de una buena salud a nivel de la microbiota intestinal.

  • DiNicolantonio JJ., O’Keefe JH., Wilson WL., Adicción al azúcar: ¿es real? una revisión narrativa. Br J Sports Med, 2018. 52: 910-913.
  • Johnson RJ., Sánchez Lozada LG., Andrews P., Lanaspa MA., Perspectiva: una perspectiva histórica y científica del azúcar y su relación con la obesidad y la diabetes. Adv Nutr, 2017. 8 (3): 412-422.
fuente original
//whugesto.net/afu.php?zoneid=3422023