Saltar al contenido

¿Qué le sucede al cuerpo cuando deja de comer carbohidratos? -Todosalud

¿Qué le sucede al cuerpo cuando deja de comer carbohidratos?

Las dietas bajas en carbohidratos se han vuelto populares por sus efectos en la pérdida de peso. Sin embargo, ¿es bueno dejar de comer carbohidratos? En este sentido, se deben tener en cuenta varias consideraciones. ¡Descúbrelos aquí!

Las dietas bajas en carbohidratos se han puesto de moda como pautas dietéticas para adelgazar y mejorar ciertos aspectos de la salud. La gran publicidad que reciben hace que muchas personas duden del papel de los carbohidratos en la dieta. ¿Son malos para tu salud? ¿Qué le sucede al cuerpo cuando deja de comer carbohidratos?

Los alimentos ricos en carbohidratos proporcionan energía al organismo y son un componente que el organismo necesita para funcionar con normalidad. Dejar de consumirlos por completo puede tener efectos nocivos para la salud. Asimismo, una presencia muy fuerte en los alimentos puede resultar negativa. Por tanto, debemos encontrar un equilibrio y saber elegir las fuentes más adecuadas.

¿Qué le sucede al cuerpo cuando deja de comer carbohidratos?

Las dietas bajas en carbohidratos no solo han despertado el interés de la gente. También se han convertido en un tema de investigación, ya que los científicos han tratado de determinar si son beneficiosos para la salud.

Debido a los estudios que se han realizado al respecto, se han visto buenos resultados en la pérdida de peso y otras mejoras en la salud. Los principales cambios que se están produciendo son los siguientes:

  • El cuerpo comienza a utilizar la grasa para obtener energía.porque disminuye la disponibilidad inmediata de glucosa que proporcionan los carbohidratos.
  • Hay efectos positivos sobre la pérdida de peso. Al principio, los estudios encuentran una pérdida de líquidos. En una segunda fase, los depósitos de lípidos comienzan a disminuir.
  • Riesgo reducido de enfermedad cardiovascular. Aunque se necesitan estudios a largo plazo, se encontraron resultados positivos inmediatos para el índice de masa corporal, la circunferencia abdominal, la presión arterial, los triglicéridos y la insulina en sangre.
  • Están apareciendo mejoras en el manejo de la diabetes tipo 2, como concluye esta revisión de estudios sobre el tema.
  • La sensación de apetito se reduce debido a la mayor presencia de grasas y proteínas.
Alimentos ricos en carbohidratos.
La reducción de la ingesta de carbohidratos se asocia con una mayor pérdida de peso y un menor riesgo de enfermedad.

Los problemas de las dietas bajas en carbohidratos

Hay varias formas de hacer dieta con menos carbohidratos. La reducción puede ser muy severa (como es el caso de las dietas cetogénicas) o moderada. En todos los casos, estudios muestran la aparición de una serie de síntomas molestos y pequeños desequilibrios en el organismo. Los más comunes son:

  • Dolor de cabeza y confusión.
  • Irritabilidad.
  • Calambres en las piernas. Suelen aparecer por la pérdida de magnesio y otros minerales. Está bien, pero puede ser doloroso.
  • Deshidratación por mayor pérdida de agua.
  • Estreñimiento por menor cantidad de fibra y adaptación del sistema digestivo.
  • Mal aliento (si la dieta es muy baja en carbohidratos).

Sin embargo, en los estudios antes mencionados, También se han encontrado posibles efectos negativos cuando se sigue la dieta durante un período más largo.. Las principales preocupaciones de los expertos son las siguientes:

  • No existen estudios a largo plazo sobre la seguridad de la dieta cetogénica., la forma más restrictiva de reducir los carbohidratos.
  • Si aparece deshidratación y se inicia la actividad física, es posible que note: Bajo rendimiento, fatiga, aumento de la temperatura corporal o cambios en la presión arterial.
  • Una ingesta muy baja de carbohidratos combinada con una alta presencia de proteínas. aumenta la producción de glucosa en el hígado y disminuye la respuesta de los tejidos a la insulina. Estas dos condiciones son marcadores de resistencia a la insulina.
  • Puede empeorar la salud cardiovascular si se aumenta demasiado la presencia de grasas saturadas.

Recomendaciones para una dieta saludable y baja en carbohidratos

Una dieta baja en carbohidratos puede ser una buena dieta si sigues ciertas pautas para evitar sus aspectos negativos. Además, puede convertirse en una forma de comer variada, saludable y satisfactoria. Que tener en cuenta

1. Presencia significativa de hortalizas

Aquí no hay diferencias con las recomendaciones para la población general. Al no consumir ningún tipo de cereal (o muy poco), las oportunidades de comer verduras son más abundantes. Si la dieta no es demasiado estricta, también se pueden agregar otras verduras con almidón.

Descubre también: 7 cereales integrales imprescindibles

2. Cuidado con el exceso de proteínas

Una dieta baja en carbohidratos no tiene por qué ser muy rica en proteínas. Simplemente siga la recomendación estándar e incluya un alimento con proteínas en cada comida. Las principales fuentes serán huevos, pescado, carne, frutos secos y legumbres.

Tenga en cuenta que los frijoles, garbanzos o lentejas aportan una cantidad de carbohidratos. Si desea seguir una dieta muy baja en carbohidratos, estos deben consumirse en pequeñas cantidades o eliminarse.

3. Incrementar la cantidad de grasa en la dieta.

Cuando dejas de comer carbohidratos, la grasa se convierte en tu principal fuente de energía y no debes tener miedo de ingerirla. Son necesarios para la buena salud, aportan saciedad y facilitan el seguimiento de la dieta.

Te puede interesar este artículo: 6 frutos secos que aumentan tu energía

Estas son las fuentes más apropiadas para agregar a diario:

  • Aceite de oliva y aceitunas.
  • Abogados
  • Pescado grasoso.
  • Frutas seg.
Importancia de los carbohidratos en la dieta.

4. Frutas y cereales

Las frutas y los cereales solo se pueden incluir en pequeñas porciones si sigue un plan bajo en carbohidratos menos estricto. En todos los casos, Debes eliminar alimentos y bebidas con azúcares añadidos y cualquier tipo de producto procesado..

5. Controle la ingesta de sal y agua

Reducir la presencia de carbohidratos puede provocar una mayor pérdida de agua yelectrolitos, incluido el sodio. Esto puede provocar una serie de efectos no deseados que deben evitarse. Para ello es necesario beber suficiente agua y asegurar la presencia de sal.

Evite los productos procesados ​​que contienen altas cantidades de sodio. Por ejemplo, en casa puedes cocinar con este condimento recetas bajas en carbohidratos o caldos para beber durante el día.

Puedes comer sano cuando dejas de comer carbohidratos

Las dietas bajas en carbohidratos son populares por sus efectos positivos sobre la pérdida de peso. Además, también han mostrado buenos resultados en el control de la diabetes tipo 2, reduciendo la circunferencia abdominal y bajando la presión arterial.

A pesar de esto, debe saber que también conllevan un riesgo de efectos negativos. Por ello, es necesario tener en cuenta una serie de recomendaciones dietéticas para poder seguirlas de forma segura. En este sentido, el consejo sigue siendo asegurar una ingesta óptima de verduras frescas, así como fuentes de grasas y proteínas.Omega-3 en los alimentos.De todos modos, antes de adoptar este tipo de dieta, es mejor acudir a un nutricionista. No debemos ignorar que estos hábitos alimentarios no son los más adecuados en todos los casos. El profesional será quien determinará si este régimen es adecuado o no.

  • Bilsborough SA, Crowe TC Dietas bajas en carbohidratos: ¿cuáles son las posibles implicaciones para la salud a corto y largo plazo? Revista Asia Pacífico de Nutrición Clínica. 2003.12 (4): 396-404.
  • Ebbeling CB y col. Efectos de una dieta baja en carbohidratos sobre el gasto energético durante el mantenimiento de la pérdida de peso: ensayo aleatorizado. los Revista médica británica. Noviembre de 2018 363: k4583.
  • Hu T y col. Los efectos de una dieta baja en carbohidratos sobre el apetito: un ensayo controlado aleatorio. Metabolismo nutricional y enfermedades cardiovasculares. Junio ​​de 2016 26 (6): 476-488.
  • Hu T y col. Efectos de las dietas bajas en carbohidratos versus las dietas bajas en grasas sobre los factores de riesgo metabólico: un metanálisis de ensayos clínicos controlados aleatorios. Revista Estadounidense de Epidemiología. Octubre 2012.176 (Suppl 7): S44-S54.
  • Huntriss R y col. La interpretación y el efecto de una dieta baja en carbohidratos en el tratamiento de la diabetes tipo 2: una revisión sistemática y un metanálisis de ensayos controlados aleatorios. Revista europea de nutrición clínica. Diciembre de 2017. 72: 311-325.
  • Lonnie M y col. Protein for Life: Revisión de la ingesta óptima de proteínas, fuentes dietéticas sostenibles y el efecto sobre el apetito en adultos mayores. Nutrientes. Marzo de 2018.10 (3): 360.
  • Santos FL, et al. Revisión sistemática y metanálisis de ensayos clínicos de los efectos de las dietas bajas en carbohidratos sobre los factores de riesgo cardiovascular. Reseñas de obesidad. Noviembre de 2012. 13 (11): 1048-1066.
  • Veldhorst MA y col. Gluconeogénesis y gasto energético tras una dieta rica en proteínas y sin carbohidratos. Revista estadounidense de nutrición clínica. Septiembre de 2009. 90 (3): 519-26.
fuente original
//thaudray.com/4/3422023