Saltar al contenido

5 hábitos para combatir la caída del cabello

5 hábitos para combatir la caída del cabello

La pérdida de cabello es un problema que afecta a muchas personas. Si bien es posible minimizar el daño mediante el uso de algunos tratamientos tradicionales, otras medidas pueden ayudar a detener la caída. ¡Descubre cuáles son los buenos hábitos a adoptar para prevenir y combatir la caída del cabello!

Además de los tratamientos existentes para combatir la caída del cabello, ciertos hábitos pueden desempeñar un papel decisivo para abordar este problema.

Incluso si ha adquirido el hábito de resolver sus problemas capilares con productos tradicionales, es esencial tener en cuenta que otras medidas pueden resultar útiles o incluso necesarias.

La pérdida excesiva de cabello es un problema que va más allá del aspecto estético. Antes de probar un tratamiento, lo mejor es ir al médico primero para identificar la causa subyacente..

La pérdida de cabello puede ser el resultado de una interrupción hormonal, la presencia de una enfermedad o deficiencia nutricional.

¿Estás perdiendo tu cabello más de lo habitual? Después de peinar tu cabello, ¿hay más cabello de lo habitual en tu cepillo? Si las respuestas a estas preguntas son afirmativas, debe actuar ahora.

Aquí te damos cinco buenos hábitos para detener la caída del cabello. Independientemente de la causa, hay algunos consejos que puede aplicar a continuación para ayudar a aliviar el problema.

Es posible que no pueda detener la caída del cabello durante la noche, sin embargo, estos consejos son clave para fortalecer el cuero cabelludo y el cabello. Toma nota !

1. Combata la caída del cabello mejorando su dieta

una buena dieta para luchar contra la caída del cabello

La dieta juega un papel muy importante en la salud del cabello. Por eso es esencial tener una buena rutina de alimentación para prevenir y combatir la caída del cabello.

Un estudio reciente publicado en 2018 muestra que Las dietas altas en vegetales crudos y hierbas frescas reducen el riesgo dealopecia androgenética.

Los resultados mostraron que los participantes que consumieron ciertos alimentos como perejil, albahaca y ensaladas verdes al menos tres veces por semana sufrieron una caída menos severa que otros participantes.

Por lo tanto, debe enfatizarse que una buena dieta para la salud del cabello incluye los siguientes productos:

  • fuentes de proteínas de calidad orgánica (carnes magras, pescado, legumbres, huevos, productos lácteos bajos en grasa, entre otros);
  • alimentos ricos en vitamina A, como papas, pimientos y espinacas;
  • fuentes de vitaminas B, C y D;
  • fuentes de hierro, selenio y zinc;
  • alimentos que contienen biotina (vitamina b7) o suplementos dietéticos.

Este artículo también puede interesarte: Las 11 claves para una dieta antiinflamatoria

2. Use un champú suave

Los productos químicos agresivos que se encuentran en algunos champús comerciales pueden secar y romper el cabello. Además, Algunas fórmulas alteran el pH del cuero cabelludo y causan otros problemas como picazón o caspa..

¿Estás acostumbrado a usar productos que son demasiado fuertes? Lo ideal es optar por champús suaves, preferiblemente de origen natural. Use este tipo de champú para mantener el cuero cabelludo sano y limpio.

Al comprar tu champú, asegúrese de elegir una opción adecuada para su tipo de cabello (cabello seco, graso o combinado). Esto evitará posibles reacciones adversas durante la aplicación.

3. Seca tu cabello al aire

El uso excesivo del secador de cabello rompe el cabello y, por lo tanto, promueve la pérdida de cabello. Por eso es mejor dejar que tu cabello se seque al aire.

Puede eliminar el exceso de humedad con una toalla limpia y suave. Esta medida le permite evitar la irritación del cuero cabelludo y tener puntas dañadas.

4. Masajear el cuero cabelludo

Esta técnica simple ayuda a mejorar la circulación sanguínea en esta área, lo que promueve el proceso de oxigenación de los folículos. Aunque se necesita más evidencia para verificar este efecto, pequeños estudios sugieren que esta acción contribuye a obtener buenos resultados.

Puedes masajear tu cuero cabelludo con aceites esenciales nutritivos. Entre las diferentes opciones se encuentran el aceite de coco, el aceite de almendras o laaceite de oliva.

Masajee el cuero cabelludo durante tres o cinco minutos, preferiblemente antes de acostarse.

5. Maneja tu estrés

luchar contra la caída del cabello controlando el estrés

El estrés afecta muchos aspectos de nuestra salud. El cabello no se le escapa: es sensible a nuestro estado emocional.

Uno de los factores desencadenantes de la pérdida de cabello es la exposición constante a situaciones estresantes. Entonces, al enfrentar este problema, es esencial adoptar ciertos hábitos para manejar las situaciones estresantes lo mejor posible.

Recomendamos las siguientes técnicas:

  • actividad física regular
  • yoga
  • meditación
  • ejercicios de respiración
  • las sesionesaromaterapia

Este artículo también puede interesarte: 7 síntomas de estrés que no debes ignorar

En resumen, poner en práctica ciertos hábitos y aplicar ciertos tratamientos puede ayudar a mejorar los resultados de los tratamientos tópicos.

Sin embargo, es importante conocer la causa subyacente de la pérdida de cabello porque, en la mayoría de los casos, este problema está relacionado con una enfermedad o alteración.

  • Harfmann, K. L. y Bechtel, M. A. (2015). Pérdida de cabello en mujeres. Obstetricia Clínica y Ginecología. https://doi.org/10.1097/GRF.0000000000000081
  • Goldberg, L.J. y Lenzy, Y. (2010). Nutrición y cabello. Clínicas en Dermatología. https://doi.org/10.1016/j.clindermatol.2010.03.038
  • Rushton, D. H. (2002). Factores nutricionales y pérdida de cabello. Dermatología Clínica y Experimental.
  • Stollery, N. (2013). Perdida de cabello. El practicante.
  • Koyama, T., Kobayashi, K., Hama, T., Murakami, K. y Ogawa, R. (2016). Los resultados estandarizados del masaje del cuero cabelludo aumentan el grosor del cabello al inducir fuerzas de estiramiento a las células dérmicas de papila en el tejido subcutáneo Eplastia
  • Precio, V. H. (2002). Tratamiento de la pérdida de cabello. New England Journal of Medicine. https://doi.org/10.1056/nejm199909233411307
fuente original
//thaudray.com/4/3422023