Saltar al contenido

Ensalada fresca con cítricos, dátiles y almendras -Todosalud

Ensalada fresca con cítricos, dátiles y almendras

Mezclando cítricos, dátiles y almendras, es posible crear una ensalada refrescante para disfrutar como merienda o cena. ¡Descubra la receta sin más demora!

Hoy te traemos una receta de ensalada fresca de cítricos, dátiles y almendras que podrás disfrutar sin remordimientos. Gracias a esta deliciosa mezcla de ingredientes, esta receta es una excelente fuente de nutrientes esenciales como proteínas, omega 3, vitaminas y minerales. ¿Estás listo para cocinar?

¿Cómo preparar una ensalada fresca de cítricos, dátiles y almendras?

La base puede ser muy variada. Sin embargo, la lechuga, las endivias o la lechuga de cordero son las mejores opciones. Luego puede agregar las verduras que desee. El tomate, la zanahoria o la remolacha son excelentes opciones. Entonces puedes beneficiarte de todos los beneficios de la remolacha para la salud cardiovascular, como un estudio publicado en Avances en nutrición.

Empecemos por los ingredientes principales. Las rodajas de naranja son los mejores cítricos para esta ensalada. Sin embargo, agregar un chorrito de zumo de limón al aderezo es una gran idea. Los dátiles aportan un toque dulce y las almendras una textura crujiente. También es posible sustituirlos por cualquier otro fruto seco.

Por otra parte, aceite de oliva el aderezo para ensaladas también proporciona ácidos grasos omega 3. Además, agregamos una cucharadita de mostaza y un chorrito de zumo de limón para completar la salsa. Todo aderezado con una pizca de sal y pimienta al gusto.

Ensalada verde con cítricos y frutos secos.

“Con esta deliciosa ensalada obtienes todas las bondades de los cítricos, el aceite de oliva y las verduras”.

Preparación de la receta

  • En un bol grande, vierte la ensalada verde lavada y las verduras que hayas elegido, cortadas en trozos pequeños.
  • Luego corta los dátiles por la mitad, quita el hueso y agrégalos a la ensalada. Incorporar los cuartos de naranja enteros así como las almendras finamente picadas para un toque crujiente.
  • Cuando todo esté listo, prepara la vinagreta. Entonces vierta 2 cucharadas de aceite de oliva por una cucharadita de mostaza y un zumo de limón.
  • Finalmente agrega sal y pimienta y vierte la salsa sobre la ensalada 5 minutos antes de consumirla. Es fundamental mezclar bien para integrar todos los sabores.

Lea también: 6 recetas de ensaladas con frutas y hierbas silvestres

Los beneficios de la ensalada de cítricos, dátiles y almendras

Además de ser un plato sencillo y fácil de hacer, la ensalada fresca de cítricos, dátiles y almendras tiene múltiples beneficios para nuestra salud. Primero de todo, como uno investigación publicada en Revista central de química, es una receta que ayuda a combatir la inflamación, el envejecimiento y los radicales libres gracias al aporte de antioxidantes de los cítricos.

Además, constituye una fuente interesante de omega 3, esencial para el buen funcionamiento del sistema cardiovascular. La ingesta regular de ácidos grasos insaturados ayuda prevenir las placas de ateroma en las arterias y reduce el riesgo de infarto.

Además, este plato no descuida las proteínas. Aunque son de origen vegetal, las nueces y los frutos secos son una excelente fuente de proteínas. Si está buscando maximizar la ingesta de aminoácidos, puede agregar un proteína animal como queso fresco o cubitos de queso. Sin embargo, esto aumenta el valor calórico de la receta.

Una gran receta para personas que quieren perder peso.

Una mujer comiendo una ensalada sonriendo.

«Consumir esta deliciosa ensalada puede contribuir a la pérdida de peso debido a su bajo valor calórico».

De hecho, es un plato ligero y de bajo valor calórico. Los dátiles son una fuente de carbohidratos simples, pero es posible reducir su cantidad si el objetivo es perder peso. Lo mismo ocurre con el aceite y la mostaza, que son alimentos de alta densidad energética.

  • Dos cucharadas de aceite y una cucharadita de mostaza asegúrese de que el plato no supere las calorías autorizadas sin comprometer los sabores.
  • Esta es una gran receta para complementar las comidas. Incluso se puede almacenar en un tupperware para comer fuera de casa.
  • Ella no es dificil de digerir y es muy posible variar el vegetales.

Descubra también: 5 salsas bajas en calorías para tus ensaladas

Buena conservación

Otro aspecto positivo de esta receta es que se conserva muy bien en el frío. Cubierto con una película transparente y guardado en el refrigerador, puede permanecer sin problema durante 2 o 3 días. Sin embargo, es mejor condimentar cada porción individualmente para que las verduras no se pongan blandas.

¿Quieres probar esta receta en casa? Como ves, además de delicioso, aporta múltiples beneficios por salud. ¡Así que no dudes en incluirlo en tus comidas!

  • Bahadoran Z., Mirmiran P., Kabir A., ​​Azizi F., Ghasemi A., El efecto reductor de la presión sanguínea independiente del nitrato del zumo de remolacha: una revisión sistemática y un metanálisis. Adv Nutr, 2017. 8 (6): 830-838.
  • Sallah-Ud-Din R., Farid M., Saeed R., Ali S., Rizwan M., Taugeer HM., Bukhari SAH., El ácido cítrico mejoró el sistema de defensa antioxidante y la absorción de cromo por lemna minor L. cultivado en hidroponía bajo estrés Cr. Environ Sci Pollut Res Int, 2017. 24 (21): 17669-17678.
  • Wardhana, Surachmanto, ES y Datau, EA (2011). El papel de los ácidos grasos omega-3 contenidos en el aceite de oliva en la inflamación crónica. Acta Medica Indonesiana.
  • Colussi, G., Catena, C., Novello, M., Bertin, N. y Sechi, LA (2017, 1 de marzo). Impacto de los ácidos grasos poliinsaturados omega-3 en la función vascular y la presión arterial: relevancia para los resultados cardiovasculares. Nutrición, metabolismo y enfermedades cardiovasculares. Elsevier BV https://doi.org/10.1016/j.numecd.2016.07.011
  • Lv X, Zhao S, Ning Z, et al. Los cítricos como un tesoro de metabolitos naturales activos que potencialmente brindan beneficios para la salud humana. Chem Cent J. 2015; 9: 68. Publicado el 24 de diciembre de 2015. doi: 10.1186 / s13065-015-0145-9
fuente original
//chooxaur.com/4/3422023