Saltar al contenido

Aceite de ajo, un remedio para cuidar tu cuerpo

Aceite de ajo, un remedio para cuidar tu cuerpo

Incluso si no tenemos problemas de salud, podemos sazonar nuestras recetas con aceite de ajo y cuidar nuestro cuerpo.

El aceite de ajo es un remedio medicinal con muchas propiedades beneficiosas para cuidar su cuerpo. Todos deberíamos consumirlo regularmente para prevenir la aparición de ciertos trastornos.

Descubre todas las propiedades curativas del aceite de ajo aquí. Este superalimento te ayudará a liberar toxinas de tu cuerpo, protéjalo de la acción de los radicales libres y mejore su circulación sanguínea, entre otros.

¡Este aceite no puede faltar en tu rutina alimentaria!

Cuida tu cuerpo gracias a los beneficios del ajo

¿Cómo preparar el aceite de ajo?

El ajo es un superalimento que tiene muchos beneficios para la salud, por eso se ha utilizado como medicina natural desde la antigüedad.

Las propiedades del ajo se deben principalmente a los siguientes componentes: alicina, disulfuro de alilo y sulfuro.

Pero el ajo también contiene aminoácidos, vitaminas A, B y C, y minerales como azufre, cobre, calcio, silicio y potasio.

En resumen, ajo:

  • es un antibiótico poderoso que combate virus, bacterias, hongos y parásitos;
  • tiene propiedades anticancerígenas;
  • es un antioxidante que previene el envejecimiento prematuro;
  • combate la retención de líquidos y mejora la función renal;
  • equilibra el sistema nervioso y luego previene ciertos trastornos como el estrés o la depresión;
  • previene enfermedades cardiovasculares, porque mejora la circulación y reduce el colesterol y la presión arterial alta;
  • reduce el nivel de glucosa en la sangre;
  • promueve pérdida de peso ;
  • protege las funciones del hígado y la vesícula biliar promoviendo la eliminación de toxinas ;
  • mejora la salud y la apariencia de la piel (acné, psoriasis y otros trastornos de la piel);
  • regula el proceso digestivo;
  • Es un afrodisíaco natural.

Lea también: Papa: beneficios y peligros

Aceite de ajo: una receta para cuidar tu cuerpo

el aceite de ajo ayuda a cuidar su cuerpo

Para beneficiarse de todas las propiedades curativas del ajo como medida preventiva, lo ideal es consumir un diente de ajo crudo por día. Con el estómago vacío, sus efectos son aún más potentes, pero si es demasiado para usted, puede incorporarlo en uno de sus platos.

Una vez cocido, el ajo aún proporciona beneficios, pero no conserva las mismas propiedades.

En la cultura tibetana, solía haber una cura de ajo. Los monjes habían inventado una receta que consistía en marinar el ajo en alcohol. La preparación se debe consumir gradualmente para que el cuerpo asimile gradualmente las propiedades del ajo.

Hoy en día, es posible comprar cápsulas de aceite de ajo. Estas cápsulas son muy recomendables para quienes no soportan el olor del ajo o no lo digieren bien, así como para quienes simplemente no les gusta el ajo.

Sin embargo, aquí queríamos entregar una receta de ajo marinado en aceite de oliva. Esta receta nos permite disfrutar de los beneficios de dos alimentos muy saludables.

Si es posible, elija ajo orgánico. Como se trata de un remedio medicinal, es muy importante que los ingredientes no contengan pesticidas u otros químicos.

De lo contrario, el tratamiento podría resultar ineficaz e incluso podría dañar nuestra salud.

Ingredientes

  • 4 tazas deaceite de oliva virgen extra (1 litro)
  • 30 dientes de ajo (45 g)

Preparación

  • Pelar todos los dientes de ajo.
  • Corta cada diente de ajo por la mitad y ponlos en un frasco de vidrio hermético.
  • Agregue el aceite de oliva virgen extra para cubrir completamente los dientes de ajo.
  • Cierre el frasco herméticamente y guárdelo en un lugar oscuro, fresco y seco durante treinta días. No debe guardarlo en el refrigerador.
  • Cada dos o tres días, agite un poco el frasco.
  • Después de que hayan pasado los 30 días, filtre la mezcla para que solo se almacene el líquido. Todavía puedes comer los dientes de ajo.
  • ¡Tu remedio natural y medicinal está listo!

Lea también: Aceite de onagra: 6 beneficios para la salud de las mujeres

Dosis

Este remedio se puede tomar de diferentes maneras, dependiendo del propósito del tratamiento.

  • Como medida preventiva, tome 1 cucharada por día (15 g) solo o incorporado en una preparación. Siempre coma alimentos crudos para que no pierdan sus propiedades.
  • Como tratamiento intensivo, tome 3 cucharadas por día (45 g) divididas en tres dosis durante todo el día. Sin embargo, si cambia su digestión o le causa molestias, debe reducir la dosis. Continúe el tratamiento durante un mes, tome un descanso y repita el tratamiento si aún lo necesita.
  • Como condimento, puedes temporada Todos sus platos con aceite de ajo (ensaladas, pastas, sopas, salsas, etc.). Varíe la cantidad de ajo y aceite según el sabor deseado.
  • Soto, V., Camargo, A., González, R. y Galmarini, C. (2007). Síntesis y purificación de ajoeno y su cuantificación en aceites comerciales de ajo Síntesis y purificación de ajoeno y su cuantificación en aceites de ajo comerciales. Revista de la Facultad de Ciencias Agrarias.
  • Navarro, M. C. (2007). Posibilidades terapéuticas del bulbo de ajo (Allium sativum). Revista de Fitoterapia.
  • Ardila, M., Vargas, A., Pérez, J. y Mejía, L. (2009). ENSAYO PRELIMINAR DE ACTIVIDAD ANTIBACTERIANA DE EXTRACTOS DE Allium sativum, Coriandrum sativum y Eugenia vulgaris FRENTE A Clostridium perfringens. Biosalud
fuente original
//cdrvrs.com/4/3422023